domingo, 11 de diciembre de 2016

Construcciones críticas

Es difícil expresar, después de tantos cientos de páginas, la sensación de plenitud, de tarea cumplida, que sentí el pasado miércoles 30 de noviembre. Me llamaron de la Universidad de Oviedo para comunicarme que mi trabajo Posguerra y poesía. Construcciones críticas y realidad histórica merecía alzarse con la segunda edición del Premio Internacional de Investigación Literaria "Ángel González", concedido por la cátedra homónima de la mencionada universidad ovetense. No negaré que la cuantía económica supone una sabrosa recompensa para este profesor interino a media jornada que aquí os escribe. Sin embargo, es la enorme acogida de unos planteamientos que quisieron ser tan descarados como honestos lo que me mece en estos días de diciembre. El trabajo premiado procede de una tesis doctoral que me llevó casi cinco años de trabajo, aunque fueron los dos últimos los que se ocuparon de traducir en palabras el poso de reflexiones y discusiones críticas con las construcciones más consabidas de nuestra historiografía literaria. Posguerra y poesía no equivale a la tesis, sino que reúne una de sus partes: la central, la médula espinal de mis investigaciones. Todavía me queda contenido para un par de ensayos más. Sin embargo, que salga a la luz esta "carta de presentación", esta manera de posicionarme ante lo que, con suerte, será mi campo de trabajo el resto de mis días, no puede enorgullecerme más. Tanto como saber que el jurado compuesto por Jaime Siles, Francisco J. Díaz de Castro, María Payeras, Araceli Iravedra y Francisco Borge no dudó en publicar mis descaradas hipótesis. Tanto como saber de la fe de José Luis Bernal, mi director de tesis, y de los miembros de mi tribunal, en el calado de mi propuesta. Como siempre, ahora queda -bendito sea- más trabajo por delante. Revisiones, pruebas y lo que haga falta. Y, así lo espero, nuevas páginas por escribir, nuevos archivos por pisar, nuevas bibliotecas por desentrañar. Así sea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.